Kanye West quiere reinventar el eCommerce con estos interesantes conceptos

Guillermo Todd

El músico estadounidense Kanye West anunció sus intenciones de “revolucionar” el mundo del marketing digital y el eCommerce, integrando conceptos como salas de espera y modelos virtuales que se prueban la ropa que buscas para que sepas como te quedaría a ti.

Todo esto sucede en el marco de la profunda reinvención que la tienda en línea Yeezy Supply estaría sufriendo en las próximas semanas, y que busca hacer de las compras en línea, un proceso altamente personalizado y amigable.

Así como el rapero Will.i.am coqueteó un poco con el mundo de la tecnología, ayudando en el desarrollo de una smartband y el actor Ashton Kutcher, incluso llegó a ser “ingeniero” para Lenovo hace algunos años; Kanye West, en colaboración con Nick Knight director de SHOWstudio, buscarán consolidarse en el mundo del eCommerce.

Lo curioso es que sus propuestas en serio son interesantes, en especial porque tras la pandemia por Covid-19, el número de gente que podrá ir a tiendas físicas a probarse ropa, disminuirá considerablemente.

El sitio se inspira en la estética y feeling lo-fi (de baja fidelidad), que se han puesto tan de moda últimamente, y el minimalismo que define a marcas tan exitosas como Apple.

La experiencia de compra se complementa con modelos en 3D que se parecen a los avatares de los videojuegos de rol, que puedes vestir con las prendas de tu elección, para saber cómo se te vería la ropa antes de comprarla.

Más allá del rol de los avatares, estos fueron enriquecidos con una historia y personalidad propias. Según Knight, uno de los responsables de este proyecto, darle “humanidad” a los avatares que usas para probarte ropa, es solo parte de la virtualización del proceso tan íntimo por el que cualquier comprador atraviesa en una tienda física.

Así sabes quién se está probando la ropa para ti, qué le gusta y qué espera de la vida.

Cuando un producto se lance, la gente podrá hacer fila en un cuarto de espera, para ser de los primeros en conocerlo, probarlo (virtualmente) y comprarlo.

Interesante concepto, en especial porque otras compañías que quieran apostarle al eCommerce, pueden tomar nota de lo que West y Knight están probando.