Estos prints para evitar accidentes automovilísticos, nos pondrán muy nostálgicos

Guillermo Todd

La Société de l’assurance automobile du Québec o “Sociedad de Seguridad Automovilística de Quebec” se dedica, como su nombre lo indica, a prevenir a la población de esta ciudad canadiense, de los peligros de conducir bajo la influencia de alguna sustancia.

En esta ocasión, se decidió adoptar una estética mucho más retro, de esa nostálgica época en la que los diseñadores gráficos hacían sus piezas a mano y usando métodos completamente analógicos.

A pesar de su aparente simpleza, las tres piezas de la campaña “bed, cab, bus” son muy claras en su mensaje: “si consumes alcohol, marihuana o tienes sueño, mejor regresar a casa en taxi, quedarse en cama o viajar en tren, que intentar ponerse detrás el volante y aumentar las posibilidades de causar un accidente de tráfico”.

En los prints vemos muy claramente la situación en la que cada personaje está metido: una joven que se tomó algunas copas opta por quedarse en la cama hasta que el efecto se le baje, un sujeto con sueño decide viajar en tren e intentar descansar, mientras que alguien que fumó hierba tomó un taxi para volver a casa.

La estética que se adoptó para esta campaña nos recuerda mucho a un mundo publicitario lejos del software de diseño y de las computadoras.

La campaña no tiene desperdicio y nos demuestra una vez más que una imagen, por sencilla que parezca, al ejecutarse correctamente, dice mucho más que todo un párrafo de texto.