Un oso se convierte en mascota accidental de este famoso restaurante

Guillermo Todd

El Pollo Loco es una de las rosticerías con más tradición en el norte del país y su éxito ha sido grande a lo largo de varias décadas, a pesar de que su inversión en publicidad no se compara a la de grandes cadenas internacionales como KFC.

Recientemente, un oso salvaje fue sorprendido robando una bolsa con branding de El Pollo Loco, suceso jocoso que la marca supo aprovechar en sus redes sociales.

En unas cuantas horas, el tuit del oso se viralizó, alcanzando a miles de personas que interactuaron con el tuit original, lo modificaron y lo compartieron entre sus contactos.

Sin embargo, antes de usar la imagen del oso para su beneficio, los encargados del marketing y la comunicación de El Pollo Loco, decidieron acompañarla con un mensaje comercial curioso: “Todos sabemos que lo único igual a El Pollo Loco, es otro Pollo Loco”.

Por esta razón y por lo oportuno del tuit, la cadena de rosticerías se volvió tendencia en Twitter, de manera completamente orgánica.

Interesante caso el de El Pollo Loco, otra empresa mexicana que tiene un gran reto por delante en estos tiempos de crisis sanitaria.