Oreo se pone político y pide unidad de cara a las elecciones en Estados Unidos

Guillermo Todd

Se acerca el día más importante en la vida política de Estados Unidos, el de las elecciones presidenciales.

El 3 de noviembre, comenzará el conteo de sufragios para definir si Trump se queda en la Casa Blanca o si el país le apuesta a la propuesta de Biden y Harris.

Debido a las diferencias políticas de ambos contendientes a la presidencia, la opinión pública se ha dividido entre “burros” y “elefantes”, ambas mascotas que representan los dos principales partidos del sistema democrático estadounidense.

Según la historia de este país, los burros son los Demócratas representados por Biden y los elefantes los Republicanos de los que Trump es candidato.

No ajena a esta coyuntura, la empresa responsable de las galletas Oreo, lanzó The Fair, un comercial protagonizado por tres animales de felpa: un gatito, que podría representar a la ciudadanía estadounidense; un elefante y un burro.

En The Fair, el gato demuestra sus ganas de comerse una galleta Oreo con leche, mientras que el burro y el elefante se pelean por ver quién es el primero en abrir el refrigerador que contiene algunos envases.

Al poco rato de pelear, ambos animales descubren que sus diferencias solo afectan al gato, ya que ambos quieren ayudarlo, pero están muy concentrados en ver quién es el primero en satisfacer las necesidades del animalito afelpado.

El cortometraje animado termina con un mensaje claro: para satisfacer al gato, ambos partidos deben superar sus diferencias y trabajar a su favor.

Pocas veces Oreo se pone político, pero vale la pena echar un vistazo a una forma tan elegante de clamar unidad en una época en la que si algo prevalece entre la sociedad, es la división.