Old Spice y uno de sus talentos más viejos se reunen tras 10 años de separación

Guillermo Todd

Isaiah Mustafa fue, por un tiempo, sinónimo de los geniales comerciales de la marca de productos de higiene personal Old Spice, pero desde hace una década, este talento dejó de promocionarla.

Tras 10 años de ausencia, este actor profesional vuelve a su papel de “El Hombre al que tu Hombre podría oler”, en un comercial producido por la agencia Wieden + Kennedy.

En el comercial, el viejo portavoz puclicitario de Old Spice interrumpe a su hijo durante un partido de basquetbol.

Lo interesante del ejercicio es cómo esta agencia combina dos etapas muy diferentes de su campaña publicitaria para anunciar el regreso del “viejo talento de Old Spice” con otro nuevo (Keith Powers).

En contraste, otras marcas suelen “deshacerse” de sus viejas campañas sin explicar la razón narrativa.

En el material, el joven Powers (hijo de Mustafa dentro de la narrativa del comercial), se avergüenza de la entrada inesperada de su padre al gimnasio donde jugaba con sus amigos, mientras este, cubierto únicamente por una toalla de baño, le habla de las propiedades de su desodorante favorito.

Esta es una buena forma de hacer publicidad self-aware, ya que conecta mejor con las audiencias y crea una narrativa o universo que engloba todos sus comerciales, incluidos aquellos con talentos invitados o el otro hombre Old Spice, el corpulento Terry Crews.