Esta marca de vinos estrenó el restaurante más socialmente distante de todos

Guillermo Todd

Una visita a tu cadena global de cafeterías favorita, basta para darte cuenta de que la “nueva normalidad” ya llegó y que una acción tan socialmente amena como tomar un café con amigos o acudir a un restaurante acompañado, dejó de ser la misma.

Conscientes de esta transformación, Oddbird, una marca sueca dedicada a hacer vinos sin alcohol, anunció la apertura de uno de los restaurantes más socialmente distantes del mundo, aptamente llamado “Nowhere” (Ningún lugar).

Se trata de una apropiación comercial de una reserva natural decorada por expertos en diseño de exteriores e interiores, que coloca meses tan distantes la una de la otra, que el concepto apenas podría considerarse un restaurante en la plenitud de la palabra.

Cada mesa tiene una temática propia y se encuentra al aire libre, por lo que el riesgo de contagio entre comensales es mínimo, si no es que nulo.

Sumergida en un hermoso bosque, apenas modificado para servir de restaurante, Nowhere aprovecha muebles y materiales reciclados, mientras que el menú es uno de alta categoría diseñado por dos chefs de renombre del restaurante Garba en Estocolmo.

Quienes quieran (y puedan) reservar en Nowhere, tendrán que hacerlo a partir del 22 de junio, pero deben prepararse para pasar una de las comidas más atmosféricas y solitarias de sus vidas.

Por otro lado, sabemos que no en todo el mundo se podrán adoptar estas ideas, pero si algo cambiará a partir de ahora, es la forma en la que nos reunimos a comer en lugares públicos.

Ya Starbucks comenzó un proceso de transformación radical que limitará el tiempo que pasamos en sus sucursales y poco a poco, otras marcas harán lo mismo, optando por el servicio a domicilio o la recolección a nivel de banqueta.

Así es el mundo post-pandemia Covid-19.