Fortnite sigue sacudiendo al mundo de los esports

Pamela

Fortnite ha sido un nombre importante en la industria por un buen motivo: Epic Games demostró que su concepto de Battle Royale no solamente es atractivo para cualquier jugador que disfruta de los juegos competitivos, sin importar su nivel de dedicación o paciencia; sino que también su exitoso modelo de negocio ha sido un parteaguas, incluso tratado de ser emulado por otras compañías y sus grandes franquicias.

La sencilla accesibilidad del juego ha sido el escenario de una comunidad de cientos de millones de usuarios desde su lanzamiento (en 2017) y también se ha traducido en una presencia de grandes volúmenes dentro de canales de contenido, medios de comunicación y, claro, el mundo competitivo.

Para Epic, que también está muy activo en la distribución y exclusivas para su nueva plataforma de juegos digitales, hay un enfoque muy importante en apertura y apelar a todos los jugadores sin imponer una exigencia y rigor en la manera en las curvas de aprendizaje. Para Fortnite, esto funciona muy bien en complemento con el modelo free-to-play, al momento de reflejarse en el volumen de presencia en muchos canales de contenido, eventos, y demás.

Así bien, era de esperarse que Fortnite se convirtiera también en un interesante exponente dentro del terreno de los esports, actualmente se están llevando a cabo las clasificatorias de la copa oficial de Epic: la Fortnite World Cup (FWC) para una final que se llevará a cabo el fin de semana del 26 al 28 de junio en el glamour de Nueva York.

Los esports cobran terreno

Durante el resto de este año, Epic se verá muy dadivoso con la bolsa a repartir en sus torneos, actualmente está estimando dosificar unos 100 millones de dólares, empezando por el hecho de que el ganador de la FWC se llevará un total de 3 millones de dólares.

Esto marca interesantes esquemas, ya que básicamente el ganador de la copa se estará embolsando más dinero que abiertos deportivos como el de Wimbledon (2.9 millones de dólares) y Roland Garros (2.3 millones) y otras disciplinas de calidad individual.